Remedios y Tratamientos

Prevención

Como en el resto de aspectos de la salud, el mejor remedio para las hemorroides es la prevención:

  • Evitar el estreñimiento.
  • Controlar los síndromes diarreicos.
  • Reducir el sedentarismo y el sobrepeso.
  • Evitar pasar demasiado tiempo en la misma postura (sentado o en pie).
  • Evita levantar pesos excesivos.

Por otro lado, una vez han aparecido, las hemorroides pueden recibir dos tipos de tratamiento:

tratamientos topicos icon

Tratamientos tópicos

Los tratamientos tópicos son fármacos que se aplican directamente en el lugar de la lesión para aliviar los síntomas:

  • Pomada rectal, que combina fármacos que actúan localmente para reducir el dolor, el picor y la inflamación de las hemorroides.
Medicamento
Pomada anso hemorroides

Pomada rectal: Anso

Mas info
  • Lea las instrucciones
  • de este medicamento y
  • consulte al farmacéutico
tratamientos orales icon

Tratamientos orales

  • Flebotónicos, que en algunos casos ayudan a reducir los síntomas.
  • Analgésicos y antiinflamatorios en caso de dolor agudo.
tratamientos quirurgicos icon

Tratamientos quirúrgicos

Por otro lado, si estas medidas no son suficientes, o bien si los síntomas persisten en el tiempo o se agravan, es posible que haya que recurrir a una operación de hemorroides. Afortunadamente, se trata de procedimientos sencillos que habitualmente no requieren ingreso hospitalario.

La decisión de aplicar un tratamiento quirúrgico siempre ha de tomarse de forma conjunta con un profesional médico cualificado que tenga toda la información sobre el caso, pero, en líneas generales, las opciones de cirugía para las hemorroides son:

  • Ligadura con bandas de goma. Se trata de “estrangular” el aporte sanguíneo de forma controlada en la hemorroide para que se fibrose y desaparezca por sí sola.
  • Escleroterapia, que consisten en la inyección de una sustancia que “irrita” las venas hemorroidales provocando la oclusión del vaso.
  • Coagulación con láser o infrarrojos. Se utiliza en el tratamiento quirúrgico de las hemorroides interna.
  • Hemorroidectomía, es decir, extirpación directa de las hemorroides. Se trata de un procedimiento más complejo que solo se realiza en hemorroides internas graves. Se trata de una solución radical, pero eficaz y habitualmente, definitiva.
remedios caceros icon

Remedios caseros

Por último, siempre se pueden aplicar algunos remedios caseros para aliviar los síntomas de las hemorroides que están a disposición de todo el mundo y que no implican ningún riesgo:

  • Limpieza suave. Evita limpiar la zona con papel higiénico tras la defecación, ya que este roce puede irritar aún más la zona. Usa una toallita húmeda sin alcohol ni perfumes, o bien agua y jabón.
  • Los baños de asiento. Consisten en tomar un baño de agua tibia después de las deposiciones que ayude a calmar el dolor. Pueden realizarse en el bidé o en una bañera especial que se encaja en el inodoro.
  • Compresas frías. Aplicar frío puede reducir la inflamación y el picor. Si se aplica en forma de hielo, este debe ir siempre envuelto en un paño evitando el contacto directo con la zona afecta.
  • Tomar alimentos que favorezcan el tránsito (como el kiwi, la ciruela o alimentos ricos en fibra). Ayudarán a que las deposiciones sean menos dolorosas y a favorecer que las hemorroides curen antes.